miércoles, 17 de marzo de 2010

Poema de Daniela De Angelis



Esplendecer

Habitada húmeda reverberada

me devuelves al centro de la sed incendiaria
horadas la vigilia aletargada de mi carne
astillas los demonios en la espalda del silencio
y me lanzas en el celo furioso de tu ágora
para volverme salamandra de sangre de gemido
voy a lamer el sagrado dulzor en la lengua de tu sexo
desde la vegetal poesía de tu verba cadenciosa
enhebrada indefensa consagrada
a la soberana potestad de tu hombría
me ardo te pervivo me fulguro
te refractas me esclavizas
te liberas me inauguras furente redimida desandada
voy a mudarte la piel y el ancho miedo
con la paciente vocación de la crisálida
por las ancas de tu cópula majestuosa
por vos penetrada victoriosa fecundada
de tu roedura terminal hembra amanecida
mujer tensada de ternura de oceánicos temblores
de retamas de olor a fruta
a contraluz a contrapelo a contramundo

Daniela De Angelis

3 comentarios:

diana poblet dijo...

Daniela querida, me has provocado al hurto de tu bella palabra.
Me pregunto si tendré algún minuto de perdón.
Qué poema traslúcido, sin opacidad posible.
Luminoso.
Con mi abrazo,
d.

Daniela De Angelis dijo...

Así como los tajamares astillan el verdeazulino de las aguas, así, en anchura, inmensidad y ala, mi Agradecimiento a este abra(s)zo con el que envolviste mi poesía.
Qué de pájaros en las nervaduras de tu Naturaleza intensa, Dianadelosvientossureños... Gracias, Gracias, Gracias...
Mis Besos para Vos y los Tuyos,
Daniela

diana poblet dijo...

Daniela ya estás acá y no dejaré partir. Tu poesía, perfuma, despeina, desmuere.
Con mi abrazo enorme para vos y tu Sol.
d.